AMANECER EN EL DESIERTO Y PASEO CON CAMELLO POR LAS DUNAS

Zagora  زاكورة‎se sitúa a los pies del  Atlas, en el valle del rio Draa, un enorme palmeral de 200 km de longitud rodeado de frutales que se pierde en las arenas del Sahara. De clima árido y seco, la región del Drâa experimenta en otoño por las fuertes tormentas,  lluvias que en pocos minutos pueden convertirse en inundaciones devastadoras y causar muchos daños materiales y humanos. Antigua fortaleza Almorávide para controlar el comercio sahariano, fue fundada en la edad media por los Saadianos como puerta para la conquista de Marruecos y el Sáhara y como punto de salida de caravanas. Es de hecho la cuna de esta dinastía. La ciudad fue fundada junto a la kasba por los franceses en el protectorado para el control de la región. Hoy es una ciudad turística, gran mercado de los miércoles y domingos, y capital administrativa provincial (nº39) dentro de la región de Draa –  Tafilalet.Dominada por el Jebel Zagora, destaca el palmeral de Amazrao, la zona más turística. Es un entorno evocador de palmerales y kasbas. En sus cercanías comienzan las primeras dunas del desierto. Es también un centro agrícola, gracias a los cultivos en las zonas de oasis, siendo características la producción de dátiles y henna, de la que es el mayor productor de Marruecos. En los últimos años destaca los cultivos de sandía temprana, que está ocasionando dificultades en el abastecimiento de agua a la población.Ciudad base para el turismo del Sahara, con todos los servicios necesarios, de ella parten las rutas hacia las dunas de Mhmid o hacia el gran sur, por las pistas que llevan a la ciudad de  Foum Zguid y a la región del Taffilat. En la ciudad contrastan los grises edificios coloniales, como la aduana, con el verdor del oasis.
martes, 1 de enero de 2019
Posted by Vaig a Peu

FIN DE AÑO EN LAS DUNAS DE MERZOUGA

Las dunas de Merzouga. A 35 Km. de Rissani, 50Km. de Erfoud y a 130 de Errachidia, por la carretera N-13, se encuentra este impresionante conjunto de dunas, llamado Erg Chebbi.Se trata de una región con clima, y paisaje desértico con desiertos de arena “erg”  y de piedra “hamada”. Existiendo cauces de ríos secos sobre los que se suceden los oasis en los que están asentados los núcleos de población. Esta población era originariamente nómada, hoy en gran parte asentada en las pequeñas poblaciones. El Erg Chebbi es el más accesible y por tanto el más conocido de los pequeños ergs. Ocupa una parte de la cubeta topográfica situada entre el macizo de Taouz y la hamada (desierto rocoso). Tiene unos 20 Km de largo y  4-5 Km de ancho, y algunas de sus dunas piramidales sobrepasan el centenar de metros de altura. La arena de sus dunas posee la típica coloración anaranjada de las arenas saharianas y está compuesta casi exclusivamente por granos de cuarzo de tamaño muy similar. Está situado al oeste junto al Valle bajo del Ziz, donde el río proveniente de la cordillera del Atlas es tragado por las arenas del desierto, ocasionalmente se producen inundaciones y lagunas. Destacando en la época de lluvia  (entre febrero y marzo), la laguna-presa  Daya Tamda ( 31°5’23″N   4°3’6″W) a  3 km, al oeste donde abundan las aves, como el flamenco rosa.Al norte de las dunas del Erg Chebbi está el pequeño lago Yasmina, un regalo de agua y vida a los pies de las dunas, muy solicitado por el turista, tiene una buena oferta de hoteles Vivac. En esta zona encontramos cultivos de fruta temprana con destino al mercado local y exportación. Al este se continua con la hamada pedregosa, que se extiende hacia Argelia. Junto a las dunas, rodeados de palmeras, hay tres poblaciones turísticas. Hassi Labied, al este, que destaca por su palmeral,  a 5 km. A sur se encuentra Merzouga,  que han crecido en los últimos años gracias al desarrollo de este tipo de turismo y a la agricultura. Khemliya, a 6 km, al sur de la anterior, que se caracteriza por su antigua población del África negra.
lunes, 31 de diciembre de 2018
Posted by Vaig a Peu

CAMINO DEL DESIERTO POR LA RUTA DE LAS KASBAS Y LA GARGANTA DE TODRA

Encontramos Tinerhir en la carretera de las Mil Kasbahs, a 137 Km de Errachidía, y 169 km de Ouarzazate. Tinghir es un gran oasis de 85.000 habitantes, que se extiende unos 30 km de largo y de varios kilómetros de ancho. Está incluido en los oasis del sur marroquí, patrimonio de la humanidad, con abundancia de yacimientos geológicos y minerales y con una gran riqueza humana, sus palmerales, fuentes Khetaras y sus moussem. Los habitantes son descendientes de varias tribus bereberes que se asentaron en la zona rica en agua. De clima árido y seco la región del Drâa  experimenta  en otoño por las fuertes tormentas,  lluvias que pueden en pocos minutos convertirse en inundaciones devastadoras y causar muchos daños materiales y humanos. Antiguo puesto militar francés, capital provincial  a 1342 metros de altitud, centro comarcal. El nombre de esta ciudad significa la de la montaña,  en la lengua Tamazight,  que se habla en esta zona de Marruecos. En las dos últimas décadas, Tinerhir ha tenido un crecimiento urbano muy rápido, y en 2009, fue declarada provincia. La economía de la ciudad se basa principalmente en la agricultura, destacando las palmeras datileras, la artesanía ,el comercio y los servicios relacionados con el turismo. Muchas familias viven del dinero enviado a casa por sus parientes de inmigrantes en Europa. De gran importancia son las minas de plata de Imiter  a 30 km (dirección Ouarzazate), y de Oro-Plata de Tilouit, en la ruta hacia Nekob, faldas del Jebel Sahro. La ciudad tiene poco interés, destacar la Kasba de Glaui, ( Ksar Ait Ali Lhaj) con magníficas vistas desde la zona alta, es considerado uno de los monumentos históricos más antiguos de la ciudad. su construcción se remonta al siglo XV, esta en rehabilitación. Destacar igualmente la restaurada kasba de Seik Basu o Ali, y el antiguo barrio judío.
domingo, 30 de diciembre de 2018
Posted by Vaig a Peu

FIN DE AÑO EN EL DESIERTO

Este es un viaje que teníamos pendiente en nuestra mochila. El año pasado no pudimos ajustar las fechas y se quedó para ahora. Yo ya había visitado Marrakech hace unos años con Carol, cuando recorrimos el Atlas haciendo senderismo acompañados por guías, con cocinero y muleros que portaban la mayor parte del equipaje, las provisiones, montaban los campamentos y cocinaban. Dormíamos en habitaciones de alquerías donde instalaban los colchones en el suelo. Todos los días ascendíamos a una altura superior hasta que llegamos al refugio de montaña y al día siguiente subimos al Toubkal. Fue un viaje muy especial del que guardaba un buen recuerdo de Marrakech que quería compartir con Susi.
sábado, 29 de diciembre de 2018
Posted by Vaig a Peu

BARRANCS DE LES SALINES Y DE LA MASCUNA, EN MONTNEGRE

El río Montnegre nace en la Foya de Castalla, donde recibe el nombre de río Verde, y tras superar el embalse de Tibi, magnífica obra hidráulica del siglo XVI, se adentra en la comarca del Alacantí. Recibe por la izquierda el río de La Torre, su principal afluente, y desemboca en Campello en el lugar conocido por Punta del Río o cabo Azul. En su último tramo se le conoce por río Seco. Para la correcta observación de las distintas singularidades de este punto de interés geológico basta con ir por la carretera CV-819 que recorre la margen derecha del valle del río Montnegre y aproximándonos al mismo por la red de carriles que lo serpentea. El senderista puede también seguir el P.R.C.V.-142 que, parte de su recorrido, discurre por los lugares que aquí se describen. En el sector que nos ocupa, el río Monnegre se encaja fuertemente en sus propios aluviones y en el sustrato geológico, dejando al descubierto formas y estructuras cuyo interés didáctico sólo se ve superado por la profunda belleza de unos materiales descarnados en una eclosión de colores. El río Montnegre atraviesa materiales del Mesozoico y Terciario de la Zona Externa de la Cordillera Bética y materiales del Cuaternario, entre ellos sus propios aluviones. En los puntos de observación que veremos a continuación están presentes de forma mayoritaria los materiales del Mesozoico, y particularmente aquellos que son de edad triásica y que llaman la atención por su colorido. El río Montnegre en su tramo medio atraviesa materiales blandos, fácilmente erosionables, agrandando su valle y excavando, no solamente los materiales triásicos del sustrato, sino sus propios aluviones depositados en distintos momentos, y a las distintas alturas que el lecho del río ha tenido. Podemos observar un afloramiento de arcillas triásicas donde se está formando una acanaladura. Las lluvias torrenciales producen estos efectos sobre los terrenos blandos e impermeables sin vegetación. Las escorrentías se distribuyen en un sinfín de pequeños cauces, próximos unos a otros, dando un paisaje cuya forma dominante recibe en castellano el nombre de cárcava. El clima de la Tierra está en permanente cambio. Esta variación climática se traduce en una variación del nivel del mar; éste sube en épocas cálidas al derretirse los casquetes polares y, baja en épocas frías. Cuando el nivel del mar sube, los ríos que desembocan en él pierden pendiente, capacidad de transporte y depositan sedimentos. Cuando el nivel del mar baja, el río erosiona su cauce dejando colgados sus antiguos aluviones, que forman ahora una terraza. El nivel del mar puede también verse modificado por la elevación o hundimiento de la zona continental costera. Eso ocurre en nuestra provincia, que actualmente se está elevando por esfuerzos tectónicos. La elevación tectónica de nuestra región tiene una tasa superior a la elevación del nivel del mar por causas climáticas. El resultado es que el lecho del río Montnegre se eleva respecto del nivel del mar. 
sábado, 22 de diciembre de 2018
Posted by Vaig a Peu

EL MENEJADOR DESDE EL SANTUARI DE LA FONT ROJA.

Corría el mes de agosto del año 1653, cuando se hallaban en el carrascal de la Font Roja diferentes religiosos, disfrutando de unos días de retiro y espiritualidad en una finca del entorno. Entre los asistentes se encontraba el pavorde de la Catedral de Valencia —Antoni Bonaventura Guerau i Montllor— quien, cada mañana, recorría meditabundo los exuberantes senderos del lugar hasta que, el 21 de agosto, una curiosa flor blanca llamó su atención. Se trataba de un bello lirio blanco, que quiso llevar consigo, para lo cual tuvo que arrancarlo de raíz, extrayendo el bulbo de la tierra. Tal fue la sorpresa al observar el bulbo que, sin esperar un segundo, corrió en busca de alguien que corroborase lo que sus ojos veían. El cura de Confrides quedó igualmente asombrado y, más tarde, la misma sensación invadió al resto de religiosos. La imagen de la Virgen María no solo se podía admirar en aquel bulbo, sino en todos aquellos que observaron posteriormente. Diez años más tarde, el 21 de agosto de 1663, se inauguró una ermita en el lugar exacto en el que fue hallado el primer bulbo.La ermita primigenia fue sometida a reformas en el año 1720 y, al mismo tiempo, le fue añadida una hospedería. En el año 1742 se cerró el conjunto debido a su estado ruinoso, aunque fue reedificado durante los dos años siguientes. La ermita que ha llegado hasta nuestros días se comenzó a construir en 1886, fue inaugurada el 14 de junio de 1891 y, al mismo tiempo, se construyó la carretera de acceso. En la década de 1920 se erigieron los chalés y el antiguo hotel en los que se recreaban las familias más pudientes de Alcoy y alrededores. Como dato curioso, en la fachada de la ermita y junto a la puerta de esta hay una inscripción que atestigua el nivel que alcanzó la nieve durante la Nevà Grossa, el 27 de diciembre de 1926, la cual causó graves estragos en toda la comarca y en numerosos puntos de la Península.
miércoles, 19 de diciembre de 2018
Posted by Vaig a Peu

DESDE AIGÜES, CERRO SALMITRE, PENYA ROJA Y LA COVA DE LES DONES.

El nombre de Aigües ya aparece en 1179 en el Pacto de Cazorla que fijaba la frontera entre los reinos de Castilla y Aragón en una línea desde Biar a Aigües. También hay mención en 1244 en el tratado de Almizra , firmado por Jaime I de Aragón y el infante D. Alfonso de Castilla. En 1252 se crea, firmado por Alfonso X el Sabio, el concejo de Alicante en el que se engloba a Aigües. Con posterioridad Fernando el Católico elevó a Ciudad la Villa de Alicante y ratificó la inclusión de Aigües. No será hasta 1841 cuando el municipio de Aigües se segregue de Alicante. En la Edad Moderna el nombre de Aigües se vincula a la familia de D. Alfonso Martínez de Vera. A mediados del siglo XVII se crea el título de Marqués del Bosch y más tarde el de Conde de Casa Rojas, familia que sigue siendo propietaria de terrenos y edificaciones de la zona. La historia y la vida del municipio de Aigües están ligadas a la existencia en su término de yacimientos de aguas medicinales, y a la construcción de un balneario en el siglo XIX, en el que las clases aristocráticas de la Comarca tomaban las aguas. La otra imagen del pueblo la ofrece una gran pinada ubicada en el Cabeço d´Or, con sus largas veredas repletas de barrancos de piedra y miradores. En este paraje se encuentra la antigua fuente de la Cogolla con su mirador, desde el que se divisa gran parte de la costa alicantina. Otra imagen de la población es su torre cristiana ubicada en el casco urbano.
sábado, 15 de diciembre de 2018
Posted by Vaig a Peu

AITANA PER LA PEDRERA, LES SIMES, PAS DE LA RABOSA, Y AITANETA DESDE PENYA FORATA.

Las Simas de Partagat son diaclasas abiertas que delimitan bloques de grandes dimensiones (decamétrico a hectométrico de lado, con volúmenes en algún caso de más de 106 m3) que están sufriendo un desplazamiento lateral hacia la superficie libre del escarpe. Las simas de mayor tamaño tienen direcciones N140E y N55E. Se observan diversos grados de desarrollo; desde bloques con un desplazamiento incipiente hasta bloques con aberturas de 15-20 m y profundidades de varias decenas de metros. Este proceso es conocido como extensión lateral en rocas (Pasuto y Soldati, 1996). Su desarrollo está condicionado por la concurrencia de varios factores entre los que destacamos dos principales. Por una parte el macizo rocoso (calizas masivas eocenas) se encuentra afectado por varios juegos de diaclasas preexistentes, relacionadas con el plegamiento, que individualizan los bloques y controlan su morfología. Por otra parte, las margas eocenas infrayacentes actúan como un nivel de despegue que permite el desplazamiento lateral de los bloques calcáreos delimitados por las diaclasas. Debido a la estratificación masiva de las calizas y a su espesor, próximo a los 50 metros en este sector, las diaclasas alcanzan unas dimensiones espectaculares formando las Simas de Partagat. El proceso de extensión lateral es extremadamente lento como lo demuestra la existencia, en el interior de muchas de estas diaclasas, de rellenos de brechas cementadas y tapices de espeleotemas que alcanzan un espesor de varias decenas de centímetros. A pesar de la naturaleza carbonatada del macizo rocoso, los procesos kársticos de disolución juegan un papel secundario, casi inexistente, en relación con el desarrollo de estas simas. En la superficie de las fracturas es frecuente observar estrías con una destacada componente horizontal y otras de buzamiento. En algún caso puntual en el que se han observado estrías con ambas orientaciones en una misma superficie de fractura, las de buzamiento cortan a las que tienen una componente horizontal destacada. Esto es debido a que las estrías de buzamiento se asocian a los movimientos gravitacionales más recientes. 
sábado, 8 de diciembre de 2018
Posted by Vaig a Peu

AL VENTÓS PER LA CREUETA DELS CASTELLANS Y TOTA LA CRESTERA

Agost se encuentra en los lindes de la llanura litoral que circunda la ciudad de Alicante, donde el terreno se eleva, (Sierra del Ventós y del Maigmó). Sus límites son: al norte, Castalla; al este. Tibi y Alicante; al oeste Petrel y Monforte del Cid; y al sur Alicante. El núcleo más antiguo se distribuye por la parte más alta del cerro que ocupa el pueblo, y parece ser de época íbera como lo demuestra el hallazgo entre otras piezas, de la Esfinge de Agost. Esta esfinge es uno de los mejores ejemplos de hasta qué punto influyó el arte griego en el ibérico. Salvo algunas variantes, como la forma de disponer la cola, seguramente por imperativos del material empleado, se ajusta perfectamente a los prototipos griegos de mediados del siglo VI a.C. Seguramente tendría la misma función que en Grecia: servir de portador de las almas al más allá, por lo que estaría en una tumba.También hay yacimientos de época romana. Aunque posiblemente perteneció al reino de Tudmir, fue en la época árabe cuando comenzó a alcanzar cierto desarrollo, gracias a sus yacimientos de arcilla que, con el tiempo, dieron lugar a una importante artesanía alfarera. Con la conquista cristiana permaneció integrada al reino de Castilla bajo el reinado de Fernando III de Castilla, posteriormente, en 1296, Jaime II de Aragón adscribió definitivamente al de Valencia. En el año 1681 pasó a propiedad de los caballeros de Vallebrera. Se segregó de Alicante, término al que pertenecía desde 1252, a finales del s. XVIII. Durante los años sesenta del siglo pasado (siglo XX), y con el auge del sector de la construcción, se crearon diversas empresas orientadas a este sector.
sábado, 1 de diciembre de 2018
Posted by Vaig a Peu

LA SILLA DEL SIT

La Sierra del Cid, se localiza en el cuadrante noroccidental de la provincia de Alicante, ocupando una extensión aproximada de 51 km² pertenecientes a los términos municipales de Petrer, Agost, Monforte del Cid y Novelda. Prácticamente la totalidad del territorio se sitúa en la comarca del Baix Vinalopó separando las comarcas de L`Alcoià al norte, L`Alacantí al este y L`Alt Vinalopó al oeste. La fisionomía de la Sierra del Cid (o el Cid como tradicionalmente se denomina) resulta emblemática para la comarca del Baix Vinalopó, con la visión de la Silla del Cid acompañada por un conjunto de lomas redondeadas denominadas Los Chaparrales. El nombre de Cid le viene por las leyendas que hay sobre las hazañas por estas tierras del mítico Rodrigo Díaz de Vivar. A grandes rasgos, se puede decir que conforma un macizo con forma de media luna, en cuyos extremos encontramos las máximas altitudes de la sierra: Alto de la "Silla del Cid" que parece tener la forma de una silla de montar a caballo, de 1.152 m y "El Cid" de 1.104 m, que hace de frontera con Monforte del Cid. Estos dos puntos están conectados por una serie de lomas redondeadas con altitudes que oscilan entre 900 m y 1.000 m, separadas entre sí por ramblas y barrancos encajados.
miércoles, 28 de noviembre de 2018
Posted by Vaig a Peu

Entradas Más Visitadas

Patrocinadores:

Retales Design. Con la tecnología de Blogger.

- Copyright © Vaig a Peu - Buscando Nuevos Senderos -Metrominimalist- Template by Johanes Djogan - Blog Designed by Díez Pérez - Gráfico&Web -